Highlights

El dilema de la Reserva Federal: subir más la tasa de interés o frenarse ante los problemas bancarios

today03/21/2023 22

Background
share close
AD

La Reserva Federal publica este miércoles su tasa de interés de referencia de marzo, la más esperada del último tiempo por venir marcada además de por su lucha contra la inflación por la incertidumbre sobre la estabilidad del sistema bancario tras los colapsos del Silicon Valley Bank y del Signature Bank, y los coletazos que han venido después.

Tras unas convencidas palabras del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, el pasado 7 de marzo se daba por hecho que vendrían más alzas en la tasa de interés de referencia del banco central. Pero tres días después colapsó el Silicon Valley Bank y las turbulencias bancarias que han seguido a esa caída generaron incertidumbre sobre cuánto más podrá subirla para contener la inflación.

Los funcionarios de la Reserva Federal (Fed) analizarán la economía este martes y miércoles con un contexto distinto al de su reunión previa. A la caída del Silicon Valley Bank se le sumaron en Estados Unidos el colapso del Signature Bank, los problemas en First Republic Bank, las dudas sobre la solvencia de los bancos regionales, y los temores a un contagio más amplio y a que se ‘sequen’ las líneas de crédito.

A las 2:00 de la tarde del miércoles sabremos cómo la Fed equilibra todo esto con su proclamada lucha contra la inflación. La mayoría de analistas cree que decidirá una subida de un cuarto de punto porcentual —0.25—, según sondeos de las agencias Bloomberg y Reuters. Aunque un grupo reducido de analistas, entre los cuales están los de Goldman Sachs, no descarta que el banco central haga una pausa a su agresiva campaña de alzas, una consideración inexistente a principios de mes.

En un nuevo intento por calmar los nervios, la Fed y el Tesoro reiteraron este domingo que el sistema bancario del país es “robusto” y que el sistema financiero es “resiliente”. Además, concertaron un plan junto con varios de los bancos centrales más poderosos del mundo para que los créditos sigan fluyendo.

Con esto como telón de fondo, algunos se preguntan si las turbulencias bancarias harán que la Fed cambie su mirada del que ha sido su principal objetivo en el último año: una inflación en niveles no vistos en casi 40 años.

Le resultaría algo más fácil si la inflación hubiese mostrado una desaceleración más rápida. Pero hasta el momento eso no ha ocurrido. La cifra más reciente mostró que el índice de precios al consumidor subió 6% en los últimos 12 meses hasta febrero, un número todavía lejos del 2% anual que tiene como meta la Fed y que permanece en un nivel alto si se tiene en cuenta que el banco central ha subido su tasa de interés referencial desde casi cero a un rango del 4.50% al 4.75% en apenas un año.

Este miércoles, también veremos cómo están las proyecciones económicas del banco central. En lo que respecta a la tasa de interés de referencia —conocida como la tasa de fondos federales—, la última estimación la ubicaba en un nivel máximo del 5.1% en 2023.

El jefe de la Fed, Jerome Powell, sugirió a inicios de marzo que la subirían más allá de ese 5.1%. Pero esto fue antes de los problemas bancarios y de que se abriera el potencial escenario de inestabilidad financiera como el de la crisis del 2007 y 2008.

 

“Si bien los funcionarios de los bancos han respondido de forma agresiva para apoyar el sistema financiero, los mercados no parecen convencidos del todo de que han sido suficientes los esfuerzos para respaldar a los bancos pequeños y medianos”, escribieron analistas de Goldman Sachs en un reporte citado por medios especializados.

“Creemos entonces que los funcionarios de la Fed comparten nuestra perspectiva de que el estrés en el sistema bancario sigue siendo la preocupación más inmediata en este momento“, agregaron.

Un reciente análisis de economistas ayudó a poner en cifras la magnitud de ese “estrés” mencionado por los analistas de Goldman Sachs. Encontraron que el valor de mercado de los activos en el sistema bancario de Estados Unidos es $2 billones menor al que dicen los informes de los bancos.

“Estas pérdidas, combinadas con una porción grande de depósitos no asegurados (por la Corporación Federal de Seguro de Depósitos o FDIC) en algunos bancos, puede afectar su estabilidad”, se lee en el estudio hecho por economistas de prestigiosas universidades como la Universidad de Columbia y la Universidad de Stanford.

“Si apenas la mitad de los depositantes no asegurados decidiera retirar (su dinero), casi 190 bancos estarían en un riesgo potencial de tener problemas incluso con los depositantes que sí están asegurados”, agregaron. Habría en riesgo $300,000 millones en depósitos sí asegurados por la FDIC, concluyeron.

La Fed, sin embargo, podría tomar una decisión como la del Banco Central Europeo (BCE) la semana pasada: mantener su mirada en la batalla contra la inflación. El BCE subió su tasa de interés en medio punto porcentual y dijo que vigilará de cerca las turbulencias bancarias. La decisión se dio incluso antes de que se sellara un acuerdo para salvar a Credit Suisse, que por esos días estaba al borde del colapso.

“No vacilamos en nuestro compromiso de luchar contra la inflación y estamos determinados a que la inflación retorne a la meta del 2% en el mediano plazo. Que no haya duda de eso”, dijo en una conferencia de prensa la jefa del organismo, Christine Lagarde.

Fuente :  Univision.com

Written by: Editor

Rate it

AD
AD
0%