Conmutan cadena perpetua de Cyntoia Brown, la joven víctima de tráfico sexual que mató a uno de sus violadores

Noticias Populares

El FBI arrestó a un hombre por amenazar con desatar una "guerra racial" y "matar a todos los hispanos de Miami"

Según documentos legales del FBI, este hombre, quien dijo inspirarse en Adolfo Hitler y Donald...

Frankford tendrá su departamento de policía

La ciudad de Frankford ha estado sin un departamento de policía durante casi dos años, pero eso...

Aunque Trump niega el riesgo de recesión, la Casa Blanca considera algunas medidas preventivas, según reportes

El presidente Trump presume de la buena salud de la economía estadounidense, pero funcionarios de...

Phoca Facebook Comments

Share on Myspace

Conmutan cadena perpetua de Cyntoia Brown, la joven víctima de tráfico sexual que mató a uno de sus violadores

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

Fue condenada cuando tenía apenas 16 años por el asesinato de un hombre que pagó para tener sexo con ella cuando era explotada por un proxeneta.

Luego de haber pasado casi la mitad de su vida tras las rejas y de múltiples campañas nacionales que abogaron por su libertad, este lunes el gobernador de Tennessee decidió mostrar clemencia en este "trágico y complejo caso".

 

Cyntoia Denise Brown, quien cumple una cadena perpetua desde hace 15 años en una prisión de Tennessee, es una de las víctimas de tráfico sexual probablemente más conocidas de Estados Unidos. Cuando tenía 16 años fue juzgada –como adulta– y sentenciada por el asesinato de un hombre que pagó por tener sexo con ella. Tras varios años de presión social y campañas nacionales encabezadas por congresistas, legisladores, celebridades y organizaciones, este lunes el gobernador Bill Haslam decidió concederle clemencia y conmutar su pena.

 

En un comunicado la oficina del gobernador anunció que Brown, quien ahora tiene 30 años, quedará bajo libertad condicional el próximo 7 de agosto, una decisión que tomaron después de una "consideración cuidadosa de un caso trágico y complejo".

 

Sin la intervención de Haslam, la joven habría tenido que esperar hasta cuando tuviera 69 años para ser considerada para salir en libertad bajo palabra, algo que la opinión pública consideraba injusto por tratarse de un caso de una menor de edad que fue juzgada como adulta por un crimen en el que ella también era víctima.

 

"Cyntoia Brown cometió, según su propia admisión, un crimen horrible a la edad de 16. Aún así, imponerle una sentencia de por vida a una joven que hubiera tenido que pagar al menos 51 años antes de ser elegible para libertad condicional es muy severo, especialmente a la luz de los pasos extraordinarios que ha tomado la señorita Brown para reconstruir su vida", explicó el gobernador sobre su decisión. "La transformación debe venir acompañada de esperanza".

 

Esa buena conducta que, en parte, le permitirá salir libre incluye los estudios universitarios que ha realizado Brown en prisión, que está a punto de terminar en mayo de este año, meses antes de ser liberada.

 

Brown permanecerá en libertad supervisada por 10 años con la condición de que no viole ninguna ley estatal ni federal, tenga un trabajo y participe con regularidad en sesiones de consejería. "Gracias, gobernador Haslam, por su acto de misericordia y por darme una segunda oportunidad. Haré todo lo posible para justificar su fe en mí", agradeció la joven por medio de un comunicado tras conocer la noticia.

 

Aunque su juicio sucedió hace ya más de una década, por la manera como había sido tratado su caso, distintas celebridades como Kim Kardashian, varias actrices y la cantante Rihanna luchaban desde 2017 por su liberación criticando la justicia estadounidense.

 

Abusada, vendida y explotada

 

En 2004, cuando Brown era forzada a vender su cuerpo por un proxeneta, asesinó a Johnny Mitchell Allen, un agente de bienes raíces de 43 años que había pagado y la había llevado a su casa para tener sexo con ella.

 

Allen, quien según Brown había tenido una conducta extraña, se asomó debajo de la cama, lo que hizo a la joven pensar que sacaría un arma para asesinarla, así que en defensa propia ella decidió tomar rápidamente una pistola que tenía en su cartera y le disparó a muerte. Luego, tomó el dinero y dos armas antes de marcharse.

 

La justicia no creyó mucho su versión y luego de detenerla, la juzgaron como adulta y la hallaron culpable de asesinato en primer grado y robo agravado. Los fiscales argumentaron en su momento que el crimen no fue motivado por defensa propia, sino para cometer el robo; aunque ella explicó que robó el dinero y las armas para llevarle algo en forma de pago a su proxeneta para que no la maltratara.

 

Brown le temía a ese punto al hombre que la vendía, un proxeneta con el que vivía en moteles desde que huyó de la casa de su familia adoptiva siendo solo una adolescente. Él la obligaba a prostituirse, la drogaba, la violaba y la vendía a otros hombres.

 

"La primera vez que me hizo algo, me trató de estrangular y me desmayé (...) yo le hacía dinero, no me iba a dejar ir a ningún lado. Me dijo que me mataría", contó la joven en un documental acerca de su caso que salió en 2011, 'Me Facing Life: Cyntoia's Story' (Yo enfrentando cadena perpetua: la historia de Cyntoia).

 

"Él me explicó que algunas personas nacieron prostituas y que yo era una de ellas, que nadie me querría sino él y que lo mejor que podía hacer era aprender a ser una buena prostituta", testificó Brown en su juicio según reportes de la agencia AP.

 

Un caso que marcó precedentes

 

El documental sobre la vida de Brown causó de hecho un impacto al menos en las leyes del estado de Tennessee, donde se cambió la forma en cómo se juzgaba a las víctimas de trata sexual, especialmente a las más jóvenes.

 

"Si miras las transcripciones originales de (el juicio de) Cyntoia están llenos con la frase 'prostituta adolescente'. Bueno, hoy en día no hay algo así como prostitutas adolescentes porque esta niña puede pensar que fue su idea ser violada múltiples veces al día para darle el dinero a alguien más, pero es muy claro que hay un adulto detrás de todo que está manipulándola y explotándola", expuso Derri Smith, fundador y CEO de la organización End Slavery Tennessee.

 

"Si Cyntoia Brown fuera juzgada hoy, los expertos legales dicen que no sería tratada de la misma manera", señaló al respecto el presentador Stacy Case, quien investiga reportes de tráfico sexual en ese estado desde que conoció el caso de Brown. "Nuestras cortes hoy la verían como una esclava sexual infantil, sería vista como una víctima".

 

En Estados Unidos son arrestados 1,000 menores cada año por cargos de prostitución, de acuerdo con Rights4Girls. Unos 1.5 millones de personas son víctimas de tráfico sexual, según cifras de organizaciones que luchan contra este crimen.

 

Fuente: UN

eyh